Test de Duelo

El duelo es un proceso natural y espontáneo que se produce tras una pérdida significativa, es decir, cuando perdemos algo de valor real o simbólico, pudiendo ser la pérdida de la vida de un ser querido, pérdidas físicas (aspectos generales de uno mismo), pérdidas de objetos externos (residencia, trabajo, pertenencias u objetos), pérdidas emocionales (amistades u parejas) y/o pérdidas relacionadas con el desarrollo (ciclo vital normal, llámese infancia, adolescencia, juventud, menopausia o vejez).

A lo largo de nuestras vidas, como seres humanos experimentamos constantemente pérdidas y/o separaciones, desde nuestro propio nacimiento hasta el momento de nuestra existencia física. Por lo tanto, haremos un proceso de duelo ante todas y cada una de las pérdidas que vayamos teniendo a lo largo de la vida. Destacando que hay pérdidas con mayor importancia que otras, así mismo, sentiremos su duelo con mayor intensidad.

El proceso de duelo se caracteriza por 5 etapas esenciales: negación, ira, negociación, depresión y aceptación. Todos los procesos de duelo son experiencias individuales, dependerá en gran medida de las circunstancias y características de la pérdida. Es por esto, que te invito a descubrir si estas atravesando un proceso de duelo a través de este test.

Instrucciones:

A continuación, encontrarás una serie de frases o preguntas relacionadas a la pérdida física, emocional, personal y/o social que pudieras estar experimentando en este momento. Favor leer detenidamente cada una y escoge la respuesta que consideres más apropiada según sea tu caso. No existe una respuesta correcta ni incorrecta. Trata de ser lo más sincero posible para obtener resultados reales. 

Nota: Este test NO es un diagnóstico, sólo te ofrece una idea u orientación respecto a tu condición actual. Para obtener un diagnóstico clínico es necesario ser evaluado por un profesional de la salud mental. Es importante destacar también que los síntomas pueden variar con el transcurso del tiempo, por lo tanto, el resultado de este test podría ser válido por un mes.

1. Quisiera devolver el tiempo y que esto nunca hubiese sucedido.

2. Me gustaría haber hecho cosas que no hice.

3. Me siento confundido y aturdido.

4. Me cuesta creer lo que ha pasado, siento que es sólo una pesadilla del cual quiero despertar.

5. Siento que pasa el tiempo y el dolor emocional permanece intacto.

6. Tengo oleadas de rabia contra otros sin razón aparente.

7. De repente me dan crisis de angustia (ganas intensas de llorar o gritar).

8. Siento que las cosas no me salen como yo quisiera.

9. Presento temblor, sudoración y palpitaciones.

10. Es difícil levantarme en las mañanas, no siento ninguna motivación.

11. Tengo pensamientos que me dan vuelta a la cabeza constantemente, no me permiten concentrarme en otras cosas.

12. Prefiero estar solo que acompañado.

13. Todo a mi alrededor, me trae recuerdos y lo relaciono con aquello que perdí.

14. Me siento triste y lloro al recordar aquello que perdí.

15. Estoy más sensible y compasivo con otros.

16. No tengo interés en mi familia, amigos y actividades fuera de casa.

17. Por las noches, no puedo conciliar el sueño y si lo logro, me levanto asustado.

18. Me quedo ensimismado pensando en aquello que perdí, ocasionando que permanezca alejado de la realidad.

19. Me parece injusto las cosas que me han pasado y como me han pasado.

20. Puedo darme por vencido y renunciar a todo aquello que me hace bien, porque siento que no puedo volver a ser feliz.

21. No puedo imaginar mi vida de ahora en adelante.

22. Siento que no puedo continuar viviendo como antes.

23. No logro conseguir lo que deseo, por lo que me resulta absurdo desear cualquier cosa.

24. Al pensar en mi futuro, me parece vago e incierto.

25. Siento que no podré recuperarme de esto.

26. Me siento rechazado y pienso que nada de lo que hago está bien.

27. Repaso una y otra vez de cómo sucedieron las cosas.

28. Siento rabia conmigo mismo.

29. Me molesta todo a mi alrededor.

30.Siento dolor físico (dolor de cuerpo, cabeza, estómago y/o extremidades).

31. Mi vida está vacía y siento que ya nada tiene sentido.

32. Me resulta difícil aceptar la ausencia de aquello de perdí.

33. Evito al máximo todo aquello que me recuerde a aquello que perdí.

34. Necesito con frecuencia ver, tocar o escuchar cosas que me recuerden a aquello que perdí.

35. Me cuesta hablar de aquello que perdí, me genera un fuerte dolor emocional.

36. Me resulta difícil desprenderme de todo eso que me trae recuerdos.

37. Me siento culpable porque pienso que podía haber hecho algo para que las cosas no fuesen así.

38. Siento que el tiempo pasa muy lento.